‘Mapi’ tiene más éxito en Twitter que en televisión, pero no es un fracaso de audiencia, sino un síntoma de problemas más grandes en TVE

En la temporada 4 de ‘Los Simpson’, ‘Krusty es kancelado’ no solo es un vistazo maestro al siniestro mundo del márketing, sino también un análisis de cómo cualquier cosa, si se da la tabarra lo suficiente, puede venderse. En el caso de Springfield era “¡Gabbo! ¡Gabbo! ¡Gabbo!” y en la vida real ha sido “¡Hola Twitteeeeer!”.

Mapi es el Gabbo del verano, que desató la locura en la red social durante una semana y que, una vez se ha esfumado la viralidad casi del todo, sobrevive en un programa en el que, aunque aún es pronto para medir la evolución, si continúa con estas audiencias ‘Mapi’ pasará sin pena ni gloria, en una tierra de nadie no exenta de virtud en estos tiempos.

'Mapi' es el nuevo 'Morbius': mucho lirili en Twitter para tan poco lerele real

El programa del abuelo y el niño

‘Mapi’ nació con vocación familiar: los adultos pondrán la televisión para ver a los famosos, los niños para ver a Mapi y toda la familia responderá a las ingeniosas preguntas de esta niña cabezona. Buena idea para 1997, pero no para 2022. El mundo audiovisual cada vez está más fragmentado y cada miembro de la familia tiene su propia pantalla y sus propios intereses, ya sean Twitch, Netflix o YouTube: es raro que la elección natural sea La 1.

Tratar de hacer un programa infantil de 40 minutos diario a las 21.50 de la noche es poco menos que un suicidio televisivo. En las cenas veraniegas lo que menos importa es lo que esté puesto de fondo, y más allá de cuatro tuiteros buscando el mejor meme, no creo que haya tanta gente poniendo atención a las larguísimas preguntas y explicaciones del programa, al que le hace falta urgentemente algo parecido a una ronda relámpago que despierte un poco al público y a los concursantes.

Mapi 2

TVE, por muy servicio público que sea, no se escapa de la crisis general que sufre la televisión lineal. Si hay menos gente para repartirse el pastel, un share termina por no indicar nada: si en el año 2000 un 10% de share podía equivaler a un millón y medio de personas, actualmente, con suerte, llegará a dos tercios de aquello. Con el desinterés televisivo general y el aumento de la oferta, llega el momento de plantearse si ‘Mapi’ tiene sentido.

La hora de la verdad

Una estadística: el famoso vídeo de “¡Hola Twitteeeeer!” ha sido visto más veces que los tres programas de ‘Mapi’ hasta ahora juntos. Para ser más exactos, el concurso acumula 2.321.000 visionados y el vídeo supera ya los 2.600.000. No es símbolo de nada, solo un síntoma de nuestros tiempos. La realidad es mucho más compleja: sí, el programa sería un fracaso hace años y en cualquier otra cadena, pero un éxito en la maltrecha TVE.

Antes de ‘Mapi’, la franja horaria en cuestión la ocupaba ‘Enred@d@s’, un programa que parecía haber nacido a finales de los 90 en la época de ‘Bit a bit’. En sus últimas emisiones consiguió alrededor de un 7% de share promedio, unas 750.000 personas, cifras muy superiores a las que solía rondar (5-6%). ‘Mapi’ ha superado ese share, pero tampoco se puede decir que haya conseguido quitar a TVE el olor a naftalina.

En su primer programa, ‘Mapi’ enganchó a 865.000 personas, un 8,2% del share, bajando respecto al informativo pero mejorando a ‘La noche de los cazadores’. Teniendo en cuenta que ‘El hormiguero’ fue el gran éxito de esa franja con un 10,6%, tampoco se le podía pedir mucho más. Pero, ¿y a lo largo de la semana, qué?

Mapi Real

La calma chicha

El primer programa de ‘Mapi’ juntó a tuiteros desfasados, curiosos y familias (de hecho fue todo un éxito entre la población más joven), pero ya en su segunda emisión perdió un punto, bajando hasta el 7,3% y 734.000 espectadores. Sigue por encima de la media de TVE, sí, pero la pregunta es… ¿Hasta cuándo? ¿Tiene un futuro o en cuanto pase del todo el fenómeno viral está condenada a ser el próximo programa cancelado por el ente público?

Por culpa del fútbol (que tuvo un 9%, tampoco creáis que fue algo increíble), el miércoles supuso el último programa de la semana, que mejoraba ligeramente los datos del día anterior: 7,5% y 722.000 espectadores. La sangría de espectadores continúa pero si el share se mantiene no debería tener problemas. También es verdad que se aupó en ‘Viaje al centro de la tele’, que debutó en su nueva temporada con más de un millón de audiencia, algo más que satisfactorio para la TVE de los últimos años.

'LOL: Si te ríes, pierdes': el concurso de Santiago Segura para Amazon es un cruce entre 'Gran Hermano' y 'No te rías que es peor' poco inspirado

Por hacernos una idea: en número de espectadores, ‘Mapi’ pelea cara a cara con ‘Idol kids’ y ‘¡Boom!’, así que mirado así no es ningún fracaso. El problema es que no es un programa que tenga visos de durar más allá del periodo estival. Es relax, familia, barbacoa y niños correteando por ahí: ‘Mapi’, como el verano, está hecha para ver sin camiseta y con calor abrasador antes de volver a la cruda realidad. Con o sin fenómeno viral.

Seguinos en Facebook

Facebook Pagelike Widget

Archivos

Categorías